Consulta sobre las modificaciones de los vehículos

La con­sul­ta públi­ca sobre las mod­i­fi­ca­ciones de los vehícu­los después de su matric­u­lación como parte de un pro­ce­so de revisión que se está lle­van­do a cabo sobre este tema.

Como parte de sus esfuer­zos para mejo­rar el niv­el y la seguri­dad vial de los vehícu­los, la Autori­dad de Seguri­dad Vial (RSA) ha lan­za­do una con­sul­ta públi­ca sobre las mod­i­fi­ca­ciones de los vehícu­los.

La RSA desea escuchar a todos los propi­etar­ios de vehícu­los, usuar­ios de la car­retera, gru­pos de interés y miem­bros del públi­co que puedan ten­er opin­iones, con­se­jos o sug­eren­cias sobre cómo garan­ti­zar que cualquier mod­i­fi­cación real­iza­da a un vehícu­lo sea apta para el propósi­to, apta para la car­retera, ambi­en­tal­mente acept­able y segu­ra.

¿Cuál es el objetivo de esta consulta?

Las mod­i­fi­ca­ciones de vehícu­los pueden ir des­de sim­ples cam­bios cos­méti­cos, como el tin­ta­do del parabrisas, has­ta impor­tantes alteraciones estruc­turales, como reba­jar la sus­pen­sión de un coche, con­ver­tir una fur­gone­ta en un minibús o añadir un eje a un vehícu­lo pesa­do.

Una mod­i­fi­cación defi­ciente puede reper­cu­tir neg­a­ti­va­mente en el com­por­tamien­to de un vehícu­lo y supon­er un peli­gro para el con­duc­tor y los demás usuar­ios de la car­retera. La infor­ma­ción recogi­da en las inspec­ciones en car­retera ha indi­ca­do que exis­ten muchas mod­i­fi­ca­ciones de vehícu­los que no cumplen las nor­mas.

En la actu­al­i­dad, no dispone de ningún sis­tema para con­tro­lar esta activi­dad. Para hac­er frente a este prob­le­ma, la RSA pro­pone que se intro­duz­can medi­das pre­ven­ti­vas para reg­u­lar mejor las mod­i­fi­ca­ciones de los vehícu­los en este país y, en últi­ma instan­cia, sal­var vidas.

El méto­do preferi­do por la RSA para con­seguir­lo con­tem­pla

  • Cómo los modificadores/propietarios de vehícu­los estarían legal­mente oblig­a­dos a declarar una mod­i­fi­cación del vehícu­lo a una autori­dad apropi­a­da (noti­ficar una alteración del vehícu­lo)
  • El pro­ced­imien­to al que se some­tería un vehícu­lo mod­i­fi­ca­do para garan­ti­zar que la mod­i­fi­cación es de un niv­el ade­cua­do (homolo­gación de la mod­i­fi­cación)
  • La nor­ma téc­ni­ca mín­i­ma que debe cumplir una mod­i­fi­cación para poder ser aproba­da (nor­ma ade­cua­da)
  • Las san­ciones para el propietario/conductor de un vehícu­lo si se uti­liza un vehícu­lo mod­i­fi­ca­do no homolo­ga­do en la vía públi­ca
  • El con­trol de la insta­lación de piezas inse­guras en los vehícu­los.

Si quiere saber más vis­ite: repuve more­los

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *